reparacion de persianasAprovecha la limpieza para realizar una revisión y reparación de persianas. Con el tiempo puede aparecer problemas de funcionalidad que puede agravarse sino se repara.

Es muy importante cambiar las lambas y los topes. Afortunadamente son elementos muy fáciles de arreglar y económicos. Puedes encontrarlos en cualquier ferretería local. Sería ideal también limpiar las guías y engrasarlas para que el deslizamiento sea más suave. También este tipo de mantenimiento ayuda a la previsión de futuras roturas.

Como cambiar la correa de persianas

Es uno de los elementos que más se suele estropear y fundamental para la reparación de persianas. Antes de su sustitución deberás enrollar la persiana hasta arriba del todo y sujetar fuertemente con una cuerda o cualquier otro material que amarre bien la persiana. A continuación, se abre la caja del tambor y se suelta la vieja correa. Después se introduce la nueva correa fijándola al recogedor, tal como se encontraba la anterior. Para ello la mejor opción es darle unas cuentas vueltas. También deberás fijar bien la tapa antes de poder soltar la persiana.

El siguiente paso es desatornillar el recogedor inferior y sacar la vieja correa de esta parte. Es importante, al mismo tiempo, girar el resorte interior para que quede en total tensión para poder enganchar la nueva correa. El último paso después de la reparación de persianas en comprobar si baja y sube correctamente.

Corregir la caja suelta

Esto suele ser necesario cuando uno de los orificios de la fijación de la correa presenta holgura o algún otro daño. Para solucionar este problema se debe bajar totalmente la persiana y dejar que suba de manera suave el disco de enrollado. Utiliza un pequeño cepillo para limpiar la zona y después aplica la masilla de reconstrucción para poder reparar la caja que sujeta la correa.

Cuando se seque la masilla, habrá que colocar nuevamente el disco en el interior de la caja. Para ello necesitarás fijar un nuevo punto de fijación para el tornillo. Para ello utiliza un taladro con broca para hacer un pequeño orificio donde puedas meter el disco enrollado y atornillarlo de nuevo. También se puede realizar la sustitución de la caja por una nueva.

Tareas para mantener las persianas siempre a punto

Si no quieres llegar tener que reparar persianas siempre es bueno realizar una serie de tareas para hacer que las cajas y las correas se deterioren lo menos posible.

  1. Limpiar las persianas. Si las persianas se encuentran en piso alto con acceso peligroso, recuerda que siempre puedes limpiar las persianas abriendo el tambor.
  2. Cambiar la correa cada cierto tiempo. Este simple hecho hará posible que disfrutes de la funcionalidad de las persianas siempre.
  3. Cambiar o reparar la caja de la correa. Este es otro elemento que suele desgastarse y soltarse. Con el paso del tiempo, los tornillos de la fijación suelen romperse o soltarse, y la caja se desancla de la pared. Es prioritario observar cada cierto tiempo su estado y repararlo si fuera necesario.
Consejos para reparación de persianas
Tagged on: